LOS 4 SECRETOS PARA LA PÉRDIDA DE GRASA By Jesús Ochoa docente Equipo Feda Madrid

Constantemente cada vez que voy a una reunión familiar, encuentro con amigos, etc al momento de comentar a lo que me dedico (entrenador personal) siempre surgen las típicas preguntas de:

¿Que es mejor para bajar la tripa?

¿Cuál es el mejor ejercicio para perder peso?

¿El cardio es lo mejor para perder peso cierto?

¿Tengo un amig@ que ha perdido mucho peso haciendo Cross Force training, o tac fit o cualquier actividad que termine en «FIT» o que empiece con la palabra funcional, tú que me recomiendas?

Y así podría seguir enumerando diferentes preguntas durante todo el articulo pero no es mi intención. Lo cierto es que mi respuesta siempre va acompañada de un «DEPENDE» y la razón es que no todos los ejercicios son buenos para todos, ni todas las dietas son buenas para todos. Existen muchos factores que pueden influir a la hora de programar un entrenamiento y para ello se deben tener en cuenta tu condición física, tus actividades de la vida diaria, tus limitaciones a nivel funcional (movilidad, estabilidad, etc),incluso hasta tus horas de sueño. Por ejemplo, el pasar de estar durante 5,6,7,8 o más años manteniendo un estilo de vida sedentario trabajando 8-10 horas frente a un ordenador y de la noche a la mañana saltar a la calle a correr porque te has sentido identificado con la ultima publicidad de una potente marca comercial deportiva, sin llevar una progresión correcta o una mínima preparación física, te puede convertir en un posible candidato a sufrir una lesión, lo cual obviamente frenaría todos tus progresos.

Vivimos en una época donde los «Fitness Health coach» y los gurú del «entrenamiento funcional» están a la orden del día, ofreciendo dietas mágicas, batidos sustitutivos de comidas, rutinas de entrenamiento dignas de un culturista profesional ganador del Mr Olimpia o simplemente entrenamientos que no tienen ni pies ni cabeza pero que simplemente son llamativos y más «entretenidos», todo esto sin tener en cuenta ningún principio de progresión o de mínima individualización. Pero también es cierto que hay mucha información y cada vez son más los profesionales que invertimos en formación y que queremos dar un cambio a todo esto y tratar de hacer las cosas bien, siempre que esté dentro de nuestras posibilidades.

Debido a esto te propongo seguir estos pasos para poder emprender tu camino hacia la pérdida de peso o un estilo de vida saludable:

1. Tómalo con calma y con cabeza e invierte en contactar con un profesional que te ayude a conseguir tus objetivos de forma segura, si te parece muy costoso piensa en lo que cuestan un par de zapatillas de marca de la última colección, acompañada de ropa deportiva y todos los accesorios que las grandes marcas nos meten por los ojos a diario. Verás que la inversión es casi la misma y la salud no tiene precio.

2. Ponte en manos de un Nutricionista o especialista que te ayudará a diseñar un plan de alimentación adaptado a tus actividades de la vida diaria y tus entrenamientos, esto te acortará mucho más el camino.

3. Recuerda que el camino más rápido no siempre es el mejor, el ejercicio o la actividad física y los buenos hábitos alimenticios deben funcionar como un complemento en tu vida diaria.

4. Y por último disfruta del viaje, vive cada día y aprende a valorar el sentirte bien, tú cuerpo y tu salud lo agradecerán.

Y recuerda: NO existen los milagros en esto de perder grasa; tan solo el trabajo duro y la constancia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *